Summit País Digital 2024
TecnoCard SpA Impresoras de Credenciales
Hydrogreen
XM Regalos Corporativos 2024
Datasur d-stats importaciones exportaciones
Innova Talentos
MACAYA equipos trabajos en altura
AguaLibre Tecnología Geotécnica e Hidrogeológica
Biodiversa
 

Transporte marítimo hoy.

  • Para muchas empresas navieras está resultando muy complicado sacar sus cargamentos desde China. Ante las consecuencias que esto conlleva para productores y comerciantes de Chile y otros países, las compañías de logística han debido redoblar sus esfuerzos y buscar alternativas razonables para asegurar el transporte internacional de bienes.

Desde hace al menos tres semanas que el puerto de Shanghái, en China, mantiene en vilo al comercio internacional. Las estrictas medidas que el gobierno del gigante asiático ha tomado para impulsar su estrategia de “Covid Cero” han provocado que muchos cargamentos no puedan salir o recalar en el mundialmente estratégico terminal naviero. Las repercusiones de esto son cuantiosas, siendo las más palpables por el público general la escasez de ciertos productos y el retraso en su reposición.

“Hay más de 500 barcos a la deriva al día de hoy, esperando poder cargar o descargar desde el puerto de Shanghái. Las consecuencias de esto van desde atrasos en la cadena de logística de muchas industrias a nivel mundial, el alza de los precios en el transporte marítimo, hasta proveedores que se han visto obligados a suspender la fabricación de ciertos insumos”, detalla Janan Knust, CEO y fundador de KLog.co, plataforma digital para el transporte internacional de carga que permite hacer seguimiento minuto a minuto de las embarcaciones. Knust agrega: “Para magnificar la importancia de lo que está pasando, podemos decir que solo el año pasado, Shanghái movió 47 millones de contenedores con distintos productos e insumos. En el fondo, si le sumamos el alza sostenida de los valores en el transporte marítimo desde 2020, producto de la pandemia, hoy podemos hablar tranquilamente de una tormenta perfecta en el comercio internacional”.

Los problemas en la operación del puerto de Shanghái han golpeado fuertemente todos los itinerarios de las compañías de logística, las cuales no han podido cumplir a cabalidad con sus compromisos. “Hablamos de todo tipo de productos, desde insumos generales, carga refrigerada, minerales y muchos más. Y como Shanghái está paralizado, los exportadores chinos han debido buscar puertos alternativos, como Ningbo y Qingdao para sacar sus mercancías. De momento, estas alternativas han funcionado en algo, pero, si sigue la cuarentena, en los próximos días y semanas se va a generar una gran congestión en los puertos cercanos a Shanghái”, complementa Fernando Varetto, COO de KLog.co.

¿Cómo influye esto en un país geográficamente extremo como Chile? En muchos sentidos. China es un país fabricante de productos terminados, pero también de insumos. Al haber un retraso en el traslado de estos hacia otros países productores, como puede ser Suecia, con su marca de automóviles Volvo, países como Chile verán afectado su stock de automóviles nuevos y de repuestos. “Hoy existe un volumen importante de importadores chilenos que se encuentran sobre-stockeados. Esto va a cambiar en el corto plazo, porque si parte importante de la industria china está parada y no produce, al no poder exportar, va a generar que de acá a uno o dos meses tengamos un quiebre de stock”, sostiene Varetto.

Sin embargo, dentro del complejo panorama que se plantea, existen algunas oportunidades que ya están siendo abordadas por empresas chilenas. “Nuestra experiencia en el rubro logístico como KLog.co, sumado a la tecnología que ponemos a disposición de nuestros clientes para la coordinación y  seguimiento de carga, nos brinda la posibilidad de encontrar rutas, puertos y tarifas que faciliten el transporte y el cumplimiento de los objetivos de las empresas y comerciantes que confían en nosotros. Tener la posibilidad de prever situaciones como la que vive hoy Shanghái es esencial en esta industria. Y, por otra parte, muchos productores locales también están mirando con buenos ojos importar insumos desde otros mercados, como México y Colombia, lo que hace que pongamos atención a puertos alternativos para así mejorar los tiempos de los trayectos marítimos. Todo esto, a la larga, busca contribuir a que la economía y el intercambio comercial mundial no se estanque y retome lo antes posible el dinamismo previo a la pandemia”, dice Janan Knust.

Google News Portal Innova
Síguenos en Google Noticias

Equipo Prensa
Portal Innova