Los Mayores Obstáculos para Convertirse en un Negocio Digital

0
214
Gaurav Chand Vicepresidente Ejecutivo, Marketing CenturyLink

Por Gaurav Chand
Vicepresidente Ejecutivo, Marketing
CenturyLink

Si tuviera que expresar el concepto de transformación digital en una sola palabra, esta sería “aplicación.” Las metas del negocio digital incluyen aumentar las funcionalidades, mejorar las eficiencias operativas y optimizar la experiencia del cliente. Para cumplir cualquiera de estos objetivos, es necesario incrementar u optimizar las aplicaciones existentes.

Las aplicaciones proveen la interface entre los clientes y las empresas. Si el desempeño de estas es bajo, si emiten mensajes de error, o fuerzan a los usuarios a esperar demasiado por los servicios, crean una impresión negativa de la compañía.

Por consiguiente, el desempeño y la usabilidad de las aplicaciones deberían establecerse como una prioridad a través de las estrategias digitales. Para que esto suceda, se debe lidiar con los obstáculos más comunes que se enumeran a continuación:

  • Infraestructura de legado inflexible, que envejece.
  • Arquitectura de TI compleja.
  • Seguridad de los datos y de las aplicaciones.

No abordar estos obstáculos traerá como resultado entornos inseguros y con bajo desempeño que frustran a los usuarios y complican la vida de los administradores.

 

Infraestructura inflexible, que envejece

A medida que las organizaciones suman nuevas aplicaciones para automatizar los procesos y mejorar la usabilidad, el tráfico de datos aumenta sustancialmente. Una parte de dicho tráfico se origina en la red, mientras que una porción mucho mayor fluye desde una cantidad creciente de dispositivos – smartphones, tablets, aplicaciones de redes sociales y en algunos casos dispositivos industriales específicamente diseñados.

La Internet de las Cosas (IoT) y el 5G crearán más datos aún, a través de sensores y rastreadores implementados en una variedad de entornos, desde edificios inteligentes a ciudades inteligentes, a vastos ambientes industriales distribuidos, donde los equipamientos y las personas son monitoreados las 24 horas.

Las redes de legado no pueden manejar las demandas agregadas por las estrategias digitales, creándose de esa manera un serio obstáculo. Las empresas necesitan redes adaptativas, inteligentes para transportar los datos entre miles de millones de dispositivos, sitios de borde, data centers y entornos de nube de todo el mundo. De otra manera, no pueden adaptarse a las fluctuaciones del tráfico o responder ante un impulso de la demanda inesperadamente significativo.

En años recientes, las empresas han experimentado tiempos de inactividad como resultado del “abrazo de la muerte de Reddit,” un fenómeno que inunda un sitio web con tanto tráfico que lo hace colapsar. Lo que ocurre es lo siguiente: Una empresa o un producto son destacados en Reddit, despertando el interés por el mismo. Luego, los usuarios de Reddit se vuelcan masivamente al sitio web de la compañía, sobrecargándolo con un tráfico tal que supera la capacidad de dicho sitio, cerrando de manera efectiva el negocio online.

Lo que empieza como algo positivo, rápidamente se transforma en algo negativo para la empresa. De manera similar, los sistemas de compra online de tickets de varios cines dejaron de funcionar apenas se pusieron a la venta las entradas para “Avengers: Endgame”.

Estos incidentes pueden prevenirse con una infraestructura adaptativa que solicita los recursos cuando son necesarios. Y así es que una empresa que está atravesando el “abrazo de Reddit” o un fenómeno similar, no será maniatada por su propio éxito.

Las redes adaptativas proveen la flexibilidad, control y automatización, para mayor disponibilidad y capacidad de respuesta indispensables para escalar las necesidades. En la economía digital, las organizaciones simplemente no pueden darse el lujo de tener tiempos de inactividad, especialmente en verticales tales como finanzas, comercio minorista, salud y comunicaciones, que dependen ampliamente de la red.

 

Arquitectura de TI compleja

Otro obstáculo que las empresas enfrentan en su camino hacia el negocio digital es la complejidad. Ampliamente impulsadas por los costos, las empresas están tomando decisiones importantes respecto de qué aplicaciones mover y a qué nubes hacerlo. Determinadas aplicaciones se ejecutan mejor – y son más asequibles– en una determinada nube que en otra.

Esto explica por qué las empresas, en promedio utilizan cinco nubes, según el informe sobre el Estado de la Nube de RightScale 2018. Según este informe, la adopción de la nube entre las empresas se elevó hasta alcanzar el 96%, y el 81% cuenta con una estrategia multinube.

Los entornos multinube, que combinan nubes públicas y privadas, pueden presentar desafíos tales como descubrir qué aplicación ejecutar en qué nube, basándose en las necesidades de transferencias de datos, en la seguridad y en otros factores.

Piense en una aplicación que administra historias clínicas. Debido a la sensibilidad de los datos, toda la información tiene que ser documentada y transmitida de conformidad con las reglamentaciones sobre privacidad. Si fueran alojados en un entorno de nube, estos datos deberían estar en una nube privada con los controles de seguridad adecuados implementados. Si los datos tienen que viajar entre múltiples sitios, lo que uno buscará son conexiones privadas, dedicadas, donde la chance de seguridad sea más alta, usted querrá mantenerlos fuera de la Internet pública.

Además de la complejidad de gerenciar nubes múltiples, las empresas operan cada vez más en un modo de integración continua, de entrega continua, ya que permanentemente se agregan nuevas funcionalidades a las aplicaciones. Al mismo tiempo, se están introduciendo nuevas arquitecturas para apoyar a las tecnologías emergentes y los sistemas operativos se están actualizando permanentemente.

Todos estos factores garantizan que los entornos sean dinámicos, no estáticos, lo que agrega complejidad a la gestión. De modo que mientras la flexibilidad y la escalabilidad de los entornos multinube son atributos bienvenidos, las organizaciones necesitan estrategias bien definidas y herramientas capaces para asegurar y gerenciar sus entornos de manera simplificada.

 

Seguridad de los datos y de las aplicaciones

Otro obstáculo para las estrategias digitales es la necesidad de asegurar más puntos finales y aplicaciones. Ya no basta con asegurar el perímetro, porque la movilidad e IoT están haciendo que la red sea ubicua. Los servicios de seguridad de red virtualizados y balanceo de carga están remplazando la seguridad basada en el perímetro.

En el futuro cercano, los vehículos autónomos generarán varios terabytes de datos diariamente, mientras las ciudades inteligentes irán compilando datos de las señales callejeras y de los semáforos digitales para comunicarse con los automóviles y un centro de control. Asegurar todos estos datos a medida que viajan en uno y otro sentido no es tarea sencilla, pero debe hacerse. Aquí también, la respuesta está en la red que elija. Las redes deben tener seguridad incorporada para reconocer y priorizar de manera segura los datos de la aplicación.

Dado que no se puede colocar un firewall en cada smartphone y fuente de datos, estos deben asegurarse mientras viajan en la red, con monitoreo y analítica que mejore constantemente a través del aprendizaje automático.

Por ejemplo, una red inteligente puede identificar un centro de comando y control (C2) que se está comunicando con máquinas comprometidas de todo el mundo. Si el centro C2 no es un data center reconocible, posiblemente esté operando una botnet preparándose para una denegación de servicio distribuido (DDoS) u otro tipo de ciberataque. La red puede detectar y bloquear los servidores C2 para frenar dichos ataques antes y más rápidamente que un abordaje basado en el perímetro.

 

Removiendo obstáculos

Remover los obstáculos para las estrategias digitales no es imposible, si bien requiere de mucha planificación y de una ejecución adecuada. Las empresas deberían buscar socios experimentados que provean una red segura y flexible como así también servicios de consultoría y especialización para diseñar y cumplir sus metas digitales. Con estos elementos instalados, las organizaciones pueden posicionarse mejor para ejecutar sus aplicaciones que abran el camino a un futuro digital exitoso.

 

José Luis Parra R.
Director
Go! Comunicaciones
jparra@gocomunicaciones.cl
www.gocomunicaciones.cl





Signalsoft
www.signalsoft.cl